20 de Junio - Día de la Bandera Argentina

miércoles, 25 de octubre de 2006

Homenaje a "Los Fundadores",,,

ANTONIO SAGARNA
Desenvolvimiento

“Antes de entrar a otras cuestiones atinentes a las actividades de la Comisión Directiva, las que se registran en el Libro de Actas de las Sesiones y otros documentos oficiales de la misma, quiero referirme a un aspecto muy interesante de las iniciativas de aquellos “gandules” como graciosamente los llamó el porta y pulsa lira Arturo Capdevila en una bella poesía leída el 1927 y que, precisamente, hace alusión a ese aspecto expresado con humor casi británico por el Fundador Enrique Pietranera:”
“Entre los medios de obtener recursos para el cumplimiento de los propósitos de la fundación, se ideó el de crear compañías de aficionados a las bellas artes –poesía y música– para realizar actos públicos en los cuales, los estudiantes se desempeñaban como empresarios, poetas, comediógrafos, actores y músicos; y en esas condiciones se presentaron ante los teatros y salones de Uruguay, Colón y alguna otra localidad: Francisco F. Fernández, Martiniano Leguizamón y Pedro Coronado fueron los primeros Lope de Vega y Moratín de la legión; Emilio Marchini y Antonio Medina, entre otros, aspiraban a la forma de instrumentistas y aún de compositores famosos; los mismos y Enrique Pietranera, Francisco Barroetaveña y Alfredo Parodié, desempeñaban, -llegado el caso- los mas variados papeles de actores o actrices; Juan Vidart y Manuel Vasallo, se desempeñaban como empresarios; y Pancho Barroeta, Pedro Coronado y Alfredo Parodié ensayaban la oratoria a los Demóstenes, Mirabeau y Cautelar.”
“El hecho es que, de la visita a Colón y exitosa actuación dramático-musical, obtuvieron –según la manifestación de don Enrique Pietranera– ciento cuarenta pesos bolivianos líquidos, que incorporaban al tesoro de la naciente sociedad y contribuyeron a pagar las pensiones de los primeros protegidos.”



Hemos querido reproducir este fragmento del libro La Fraternidad—Hija del “Histórico”, heredera de Urquiza– de Antonio Sagarna—publicado en Buenos Aires en 1944.

Nada añadimos. Su simple lectura nos advierte del brío y la osadía que impulsaba a aquellos “gigantes”, cuyo espíritu queremos restituir y notificar a las actuales generaciones de fraternales, estudiantes, internos, directivos, docentes, no docentes, todos...

Arturo Capdevila

Reprodujimos un fragmento de "La Fraternidad", de Antonio Sagarna, que describe los orígenes de la escena vocacional en Concepción del Uruguay, al que ahora agregamos el romance poco difundido de Arturo Capdevila:


  • “Era una turba de gandules/
    en Concepción del Uruguay /
    Que se salía por los pueblos /
    En la carreta del juglar. /

    Eran gandules del colegio/
    Más la aventura extraescolar, /
    Y eran Zubiaur y Pietranera, /
    Leguizamón y los demás... /

    Y era entre vítores la turba /
    De este lugar a aquel lugar, /
    Y era maese Pietranera /
    El mas gandul y el mas juglar. /

    Así ganaban peso a peso /
    En su tinglado real a real /
    Y en una bolsa lo juntaban/
    Para su escuela fraternal, /

    Así con risas y con llantos, /
    De pueblo en pueblo, real a real, /
    Tesoro hacíanle a la patria /
    en malas épocas sin pan. /

    Tremendo tiempo en que se dijo: /
    -Heroicos pueblos, ahorrad /
    Sobre la sed y sobre el hambre, /
    Que el agua es poca y trigo no hay /

    Y estos gandules juglarescos /
    De Concepción del Uruguay /
    Juglares fueron por la patria../.
    Y así la patria tuvo pan. /

    Mirad ahora los gandules /
    Ya peinan canas; plata y sal, /
    Plata, el tesoro de sus vidas; /
    Sal, las borrascas de la mar. /

    De ébano u oro la guedeja /
    Plata se tiene que tornar /
    Esta es la alquimia de la vida, /
    Aquesa brújula singular. /

    Ilustres hijos de la patria: /
    Allá en Montiel la selva está,/
    Barroetaveña era algarrobo /
    Y Pietranera Ñandubay. /

    Otro fué tala, otro fue ceibo, /
    todos con gajos de cortar. /
    Y tras el hacha de la muerte/
    Todos maderas de labrar. /

    Ultimos troncos de la selva,/
    ¡ Qué gran lección aquí nos dáis,/
    Con solamente estar floridos /
    Después de tanto vendaval...! /

    Y era una turba de gandules /
    En Concepción del Uruguay."/

Homenaje al Ingeniero GUSTAVO TORRESÁN (f), hijo del Fraternal Jorge Torresán

Buscar en este Blog, Enlaces, Internet...

Etiquetas

Etiquetas