20 de Junio - Día de la Bandera Argentina

lunes, 18 de abril de 2011

Por qué lo recordamos a Florencio


Juan José Papetti
(Interno 1950-1954)



                   Siempre nos acordamos de Florencio López. Quienes vinimos guachos a La Fraternidad hace más de sesenta años buscando techo, pan y una mano sobadora, incorporamos a nuestros afectos los que recibimos de ese Negro bondadoso.

                   La vida vertiginosa que transitamos sin preguntarnos por que amamos, producimos, no queremos, y así guardamos sensaciones sin examinarlas, hasta que alguien muy querido se nos muere y algún hecho nos revela el porqué, el como y el para que. Esto me ha sucedido  ahora,  por que Florencio López hace cien años que nació y hace rato que no lo tenemos.-
                   Por ello encontré que el Negro López era demasiado bondadoso, demasiado sensible y conocedor de nuestro propio barro para limitar su generosidad. Nos dio lo que nos faltaba, nos abrió su casa limpia y perfecta como las celdillas de un panal, donde Esther –su compañera-  velaba serena y dulcemente. El Negro elaboraba  la miel de su ternura, no para él, sino para nosotros, los forasteros,  adolescentes solitarios.- Esa vivencia nos obliga a recordarlo y señalar con seguridad que su vida es ejemplar.
                   Por eso considero valedero repetir las palabras que dijo Enrique Banchs –que fue huésped de Florencio-  de aquel otro fraternal ejemplar, el querido Luís Doello Jurado, y que escuchamos con Jorge Martí hace más de medio siglo en Gualeguaychú, sosteniendo que “este Florencio López  ha cumplido airosamente el deber  primordial y calificativo de un hombre: el de edificar su vida de acuerdo con el espíritu”.





 

No hay comentarios.:

Homenaje al Ingeniero GUSTAVO TORRESÁN (f), hijo del Fraternal Jorge Torresán

Buscar en este Blog, Enlaces, Internet...

Etiquetas

Etiquetas